El escultor ha ilustrado la novela colectiva Wikinovela, la primera hecha exclusivamente en la Red

JUAN ÁNGEL JURISTO | Publicado: 

Andrés Alcántara (Torre del Campo, Jaén, 1960) es uno de los escultores españoles que gozan de mayor excelencia en nuestro país. Su obra se ha distinguido siempre por estar alejada de las modas que florecen en el mundo del arte como setas estacionales. Es, por ejemplo, artista que talla directamente en piedra y abomina del arte conceptual y sus implicaciones. Alcántara, ante todo escultor, hace tiempo que se pasó al grabado, al dibujo y a la pintura, con trazos de evidencia expresionista y técnicas de rara composición entre nosotros; así, dibujos en tinta china con papel de arroz…

Recientemente ha realizado las ilustraciones para un trabajo fascinante denominado Wikinovela, que trata de la realización en la Red de una novela colectiva hecha por alumnos de institutos y de las clases de español de los Institutos Cervantes repartidos por el mundo. La novela fue creada en su mimbres por un grupo de expertos dirigidos por José Esteban con la consecuente aparición de personajes de nuestro Barroco, como el pícaro, la Bruja, el Caballero Andante y donde han colaborado dando realidad a los primeros párrafos de los capítulos que luego tendrán que escribir los participantes, autores de la talla de Alfredo Conde, José Balza, Luís Landero, Jorge Edwards

De todo ello hablamos en la siguiente entrevista donde el autor se refirió a este trabajo y a otros, como el ‘Bestiario’ en el que viene trabajando en un libro a dúo con José Esteban, autor de los textos.

— Usted es de los escasos escultores que realiza las obras en talla directa y sé que abomina de esa división entre idea y materia en la que llevamos siglos. ¿Podría profundizar en ello?

— La pregunta tiene dos vertientes, idea y materia. Trabajo talla directa en piedra, la talla directa es un camino sin retorno en el que el proceso de la talla y la particularidad del material, la piedra, condiciona de forma determinante la realización, ya que es un proceso sustractivo que no admite retorno.

En cuanto a la idea, toda obra plástica parte de una idea. El arte se ha desarrollado conceptualmente, y no comparto entender el arte como un concepto desprovisto del proceso de realización de la obra. La idea, por sí misma, no se sustancia en arte.

— Aunque su obra está abocada a la escultura, de la que es buena muestra un buen ramillete de exposiciones en España y Europa y de premios, hace tiempo que frecuenta la pintura ¿Podría hablarnos de ese proceso y las razones de esa inmersión en otra forma de expresión plástica?

— Hablemos del dibujo para empezar. El dibujo es la forma de expresión más primaria, está presente en todas las artes plásticas porque es la primera visión de la obra antes de acometerla. La línea es todo, es el trazo de la forma primaria. Las cuevas de Altamira, Lascaux en Francia, los grabados de los huesos de marfil, …

¿Cómo se puede renunciar al color? Es un lenguaje en sí mismo, línea y color, mancha y color son elementos evocadores de sensaciones, sentimientos. El color es un elemento plástico esencial en la historia de la humanidad.

El dibujo es la composición.

— ¿Y del grabado? ¿Qué tipo de técnica utiliza?

— He trabajado el grabado en sus diferentes técnicas, pero sobre todo las técnicas de talla, de incisión en la plancha. Técnicas directas, manuales, incisas en la materia, la plancha, que tampoco admiten retorno, como son la punta seca y el buril, que es lo que más trabajo, técnica que ha caído en desuso por su complejidad y no admitir el retorno, la huella creada en la plancha es indeleble. No tiene que ver nada con otras técnicas como el ácido.

— Vayamos ahora a la obra por encargo. ¿Hay diferencia alguna con la obra realizada por inspiración libre del autor? Por ejemplo, usted hizo la serie ‘Cervantes y don Quijote’ en 2005, con motivo de la conmemoración del IV Centenario de la primera edición del Quijote, obra de encargo. Y posteriormente desarrolló el discurso espontáneo de los dragones chinos, trabajo que responde a un “encargo” del artista a sí mismo.

— Creo que toda obra, ya sea por encargo o por el libre discurrir de la obra de un artista, requiere inspiración, el lenguaje del artista tiene sus propias reglas y particularidades. La exigencia es la misma, total, si estamos hablando de un artista.

— Ahora ha realizado los retratos para la Wikinovela, retratos ficticios de los personajes creados por José Esteban y su equipo. ¿Podría hablarnos del proceso a la hora de enfrentarse con la figura del pícaro, de la bruja, del caballero andante?

— Estar inmerso en el mundo del siglo de oro español, y particularmente de Cervantes y su Quijote, sería imposible por mi parte intentar siquiera emular la grandeza de las novelas ejemplares, del Lazarillo de Tormes, o del Guzmán de Alfarache, su riqueza y su evocación es tan profunda que quizás con la plástica solo se puedan evocar vagas sombras.

— ¿Qué personaje le ha cautivado más?

— Quizás la figura de Cardeño, el pastor de la wikinovela, ese loco que vive retirado en Sierra Morena.

Andrés Alcántara

‘Don Bernal aventurero’, de Andrés Alcántara

— También ha participado ilustrando el Bestiario, libro de inminente publicación, con textos de José Esteban. Enfrentarse con un bestiario, con seres imaginarios, es un modo de experimentar la metamorfosis de los seres. Yo, por lo menos, así lo he visto contemplando algunos cuadros suyos de esta serie…

— Volvemos al dibujo, al padre de todo. El Bestiario está ilustrado en tinta china sobre papel de arroz. ¿Y qué decir de las bestias? Son bestias de la mitología griega, romana y cristiana, sobre las que gran parte de los artistas más insignes de la historia del arte han trabajado.

He intentado hace mi aportación, mi visión personal.

— ¿En qué proyecto está embarcado ahora, aparte del de la Wikinovela?

— Vengo creando obra desde hace cuarenta años, básicamente en piedra de diferentes características. En pintura trabajando con el óleo, al temple, dibujos y grabados al buril.

Y sigo y seguiré ininterrumpidamente trabajando en mi obra. Tal vez, cuando me aleje de la obra recién acabada, vea que constituye un proyecto específico. Lo que es seguro es que cada obra es un escalón para llegar a la siguiente, porque entiendo el arte como un proceso de experimentación y de innovación, en el que cada obra es el vehículo para llegar a la siguiente.

Fuente: https://www.cuartopoder.es/cultura/arte/2017/11/30/andres-alcantara-el-dibujo-es-la-forma-de-expresion-mas-primaria-del-hombre/